Chile da inicio al histórico debate por la despenalización del aborto

Compartí en tus redes
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

El Congreso se prepara mediante parlamentarias y organizaciones para comenzar a debatir un proyecto que ya había ingresado en Agosto de 2018.

La comisión de Mujeres y Equidad de género encaminará la revisión que permite la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14 hoy a las 15hs. Se aguarda con euforia y ansiedad, sobre todo por parte de las organizaciones feministas, que su lucha desembarque en puertos que conlleven a una sociedad con mayor igualdad.

La aprobación por parte del Senado a fines del 2020 en Argentina, motiva e impulsa al país trasandino para que acelere el proceso hacia la legalización del aborto, y a su vez acentúa los reclamos en la totalidad de la región.

La diputada Maite Orsini, perteneciente a la Revolución Democrática, fue una de las principales voces a la hora de empujar el deseo hacia el Congreso chileno. “Como presidenta de la Comisión me he puesto a disposición de las organizaciones feministas que han dedicado su vida a la pelea por un aborto libre y seguro para todas. Junto a ellas y a las parlamentarias mocionantes hemos decidido iniciar formalmente la tramitación del proyecto que presentamos hace algunos años y que busca despenalizar la decisión de interrumpir el embarazo, sin sufrir consecuencias, hasta las 14 semanas”, manifestó Orsini.

Sin embargo, más allá de la exaltación, quienes deben decidir la aprobación se encuentran divididos y el ruido generado por la presentación oficial del proyecto agrandó la brecha. No solo hay posturas diferentes entre la oposición y el oficialismo, sino que también existen internas concretas dentro de un mismo lugar político.

Dentro de los apoyos a la ley está el Frente Amplio, el Partido Comunista y asimismo el Partido Socialista, mientras que en el oficialismo la postura está más alineada, de un rechazo importante al proyecto.

Ante este escenario de tanta división y especulación, el debate se bosqueja como una disputa cerrada y reñida, con una complejidad similar a la que se vivió en otros países en los que ya se debatió. Igualmente, nada sustrae el hecho de que ante la negativa, los movimientos feministas lucharán aún más hasta lograr que se apruebe el aborto legal.

Así como hace poco más de dos años se hizo sentir intensamente el apoyo de las naciones latinas luego de que los senadores argentinos revocaran el proyecto de ley, hoy se percibe la consecuente alegría ante la sanción satisfactoria del mismo, junto con una propulsión en torno a las movilizaciones y a las decisiones de los sectores políticos para obtener iguales resultados.

Los pañuelos verdes cruzaron la cordillera y el grito de “América Latina va a ser toda feminista” se potenció resultando inagotable.

¿En qué consiste el proyecto que despenaliza el aborto en Chile?

Se trata de una iniciativa ingresada el martes 21 de agosto de 2018 por las parlamentarias Maite Orsini (RD), Karol Cariola (Partido Comunista), Natalia Castillo (Independiente), Daniella Cicardini (Partido Socialista), Cristina Girardi (Partido Por la Democracia), Claudia Mix (Comunes), Emilia Nuyado (Partido Socialista), Camila Rojas (Comunes), Camila Vallejo (PC) y Gael Yeomans (Convergencia Social).

Diputada Maite Orsini, de Revolución Democrática de Chile

En el texto se explica que “asegurar el pleno respeto a los derechos humanos de las mujeres en el país requiere contar con una legislación que despenalice el aborto cuando este ha sido decidido por la mujer, dentro de las primeras 14 semanas de gestación”.

Para ello, las diputadas proponen modificar el Código Penal de manera que el aborto decidido por la mujer -dentro de las primeras 14 semanas de gestación- deje de ser un delito.

En ese sentido, a juicio de las parlamentarias, los artículos deberían quedar redactados de la siguiente manera:

  • Art. 342. El que maliciosamente causare un aborto será castigado: 1.° Con la pena de presidio mayor en su grado mínimo, si ejerciere violencia en la persona de la mujer embarazada. 2.° Con la de presidio menor en su grado máximo, si, aunque no la ejerza, obrare sin consentimiento de la mujer. 3.° Con la de presidio menor en su grado medio, si la mujer consintiere después de las catorce semanas de gestación.
  • Art. 343. Será castigado con presidio menor en sus grados mínimo a medio, el que con violencias ocasionare un aborto, aun cuando no haya tenido propósito de causarlo, con tal que el estado de embarazo de la mujer sea notorio o le constare al hechor.
  • Art. 344. La mujer que, fuera de los casos permitidos por la ley, causare su aborto o consintiere que otra persona se lo cause, después de las catorce semanas de gestación, será castigada con presidio menor en su grado máximo. Si lo hiciere por ocultar su deshonra, incurrirá en la pena de presidio menor en su grado medio.
  • Art. 345. El facultativo que, abusando de su oficio, causare el aborto o cooperare a él, después de las catorce semanas de gestación, incurrirá respectivamente en las penas señaladas en el art. 342, aumentadas en un grado.

No obstante, el Gobierno ya manifestó repetidamente que no está a favor de que se despenalice el aborto sin causales.

Así lo recordó la Ministra de Desarrollo Social, Karla Rubilar: “El Gobierno no está a favor, está en contra de lo que se ha definido como el aborto sin causales, el aborto libre, el aborto donde no hay ninguna razón más que la decisión de la mujer de poder interrumpir su embarazo”, y agrega que “el parlamento es soberano para poder debatir al respecto de todos los temas, pero el Gobierno en esta materia es claro: está en contra del aborto sin causales”.

Compartí en tus redes
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook